fbpx

¿Qué es el método Montessori?

El método Montessori es un modelo educativo ideado por la educadora y médica italiana María Montessori a finales del siglo XIX y principios del XX. Inicialmente, María Montessori trabajó con niños pobres de un barrio de Roma y con niños discapacitados en un hospital. Se interesó en niños marginados por la sociedad y vio el progreso que iban logrando gracias a su pedagogía, por lo que la educadora comprendió que este método podía aplicarse igual para todos los niños, ya que les ayudaba en el desarrollo personal de la independencia, la libertad con límites, el respeto en la psicología natural y el desarrollo físico y social del niño.

Este modelo educativo se caracteriza por poner énfasis en la actividad dirigida por el aprendiz y observación clínica por parte del maestro. Esta observación tiene la intención de adaptar el entorno de aprendizaje del alumno a su nivel de desarrollo, y se caracteriza por proveer un ambiente preparado: ordenado, estético, simple, real, donde cada elemento tiene su razón de ser en el desarrollo de los niños. El aula Montessori integra edades agrupadas en períodos de 3 años, lo que promueve naturalmente la socialización, el respeto y la solidaridad.

El propósito básico de este método es liberar el potencial de cada niño para que se auto-desarrolle en un ambiente estructurado. El método nació de la idea de ayudar al niño a obtener un desarrollo integral, para lograr un máximo grado en sus capacidades intelectuales, físicas y espirituales. Por ello, se trabaja sobre bases científicas en relación con el desarrollo físico y psíquico del niño.

María Montessori basó su método en el trabajo del niño y en la colaboración con el adulto. Así, la escuela no es «un lugar donde el maestro transmite conocimientos», sino «un lugar donde la inteligencia y la parte psíquica del niño se desarrollará a través de un trabajo libre con material didáctico especializado».

PLANTEAMIENTOS PEDAGÓGICOS

  • Distribución de la educación de los niños en grupos de 0 a 3 años, correspondientes a períodos sensibles de desarrollo.
  1. Grupo: De 0 a 3 años
  2. Grupo: De 4 a 6 años
  3. Grupo: De 7 a 9 años
  4. Grupo: De 10 a 12 años
  5. Grupo: De 13 a 15 años
  6. Grupo: De 16 a 18 años
  7. Grupo: De 19 a 21 años
  • Los niños deben considerarse seres competentes, alentados a tomar decisiones importantes.
  • Observación del niño en el entorno como base para iniciar el desarrollo curricular (presentación de ejercicios subsecuentes para nivel de desarrollo y acumulación de información).
  • Muebles del tamaño de los niños y creación de un entorno del tamaño del niño (microcosmos) en el cual puede ser competente para producir de modo completo un mundo para niños.
  • Participación de los padres para incluir atención propia y básica de salud e higiene como requisito para la escuela.
  • Delineación de una escala de períodos sensibles de desarrollo. Períodos Sensibles, los cuales tienen un enfoque para trabajar en clase apropiados para una única estimulación y motivación para el niño (incluyendo períodos sensibles para desarrollo de lenguaje, experimentación sensorial y refinamiento, y varios niveles de interacción social).
  • La importancia de la “mente absorbente”: la motivación sin límite de los niños pequeños para adquirir dominio sobre su entorno y perfeccionar sus experiencias y comprensión ocurren dentro de cada período sensible. El fenómeno está caracterizado por la capacidad del niño de repetición de actividades dentro de categorías de períodos sensibles (ejemplo: balbuceos exhaustivos como práctica de lenguaje conducente a un lenguaje competente).
  • Materiales didácticos (científicos) auto-correctivos, con los que el niño va experimentando por él mismo y va corrigiendo sus errores.
  • Su fin educativo es la autonomía en todos los sentidos: intelectual al formar un pensador crítico, moral a través de la reciprocidad y el respeto mutuo, social al trabajar con sus padres, emocional a la seguridad que le brindan los límites, la educación de la voluntad y la autosuficiencia.
  • Teniendo en cuenta las áreas en las que trabaja esta autora, la organización del aulas tendrán que estar distribuidas en torno a sus áreas de trabajo: área de la vida práctica (relacionada con el desarrollo de la vida cotidiana), área sensorial (relacionada con la estimulación de los sentidos), área relacionada con la lectura y área relacionada con las matemáticas.
  • La naturaleza, en entorno natural, es una parte clave para el desarrollo del niño tanto a nivel físico, social y psicológico.

Diseño del aula Montessori

Aspectos que se deben cumplir en las aulas:

  • Tener espacios destinados al trabajo en grupo y áreas para el trabajo individual de cada niño.
  • Debe haber espacios dentro del aula abiertos y espaciosos para realizar distintas actividades.
  • No hay escritorios. Los niños trabajan en las mesas de trabajo o en el suelo ( es esencial tener alfombras).
  • La decoración del aula son los trabajos de los propios niños.
  • Espacios definidos para cada asignatura (matemáticas, lenguaje, arte, cultura). En estas áreas debe haber diversos materiales.
  • Es conveniente incluir un espacio para que el niño pueda estar en paz y pueda reflexionar: un rincón del silencio con artículos bien escogidos para que el niño se sienta tranquilo, por ejemplo, una pecera o unas flores.
  • Debe haber un espacio en el aula donde el niño pueda leer.

Y para acabar os destacaremos las VENTAJAS y DESVENTAJAS que se pueden encontrar en este innovador método que tanto reconocimiento está teniendo en las últimas décadas:

Ventajas y desventajas de una aula Montessori

Ventajas

– Se centra en el papel activo del niño en su aprendizaje

– Fomenta el aprendizaje personalizado

– Favorece el desarrollo espontáneo de las funciones cognitivas

 

Desventajas

– Se pueden pasar por alto determinados aprendizajes: Es cierto que al darle a los niños las riendas de su aprendizaje se estimula su motivación por aprender, pero también encierra el riesgo de pasar por alto determinados conocimientos que al pequeño no le interesan.

– El desarrollo infantil se puede rezagar: Si bien este principio evita que el niño se sienta demasiado presionado mientras aprende, también puede limitar su desarrollo ya que el pequeño puede carecer de retos que le motiven a superarse y alcanzar el mismo nivel de desarrollo que han logrado sus coetáneos.

– Existen algunas posibles contradicciones: Cuando el niño accede a actividades sociales donde no se realizan actividades que siguen este tipo de pedagogía alternativa puede sentir contrariedad ya que en nuestra sociedad priman las normas que se deben seguir para el buen funcionamiento del sistema.

Finalmente, esta pedagogía apuesta por la total libertad del niño, siendo así él mismo el que siga su propio aprendizaje sin que el adulto deba interferir en el proceso. Pero, la realidad es que contrariamente a lo que dicen, es el adulto quien conduce y guía al niño en todo momento para que realice el aprendizaje, y este, necesite el soporte del adulto, al menos al principio del aprendizaje, como cualquier otra pedagogía. El tipo de pedagogía no es el secreto en la enseñanza, son los profesionales que enseñan desde el corazón.